¿Cómo funciona el sistema de aislamiento térmico por el exterior?

El sistema de aislamiento térmico en exterior, conocido por sus siglas SATE, funciona como una especie de escudo térmico que protege la vivienda de las temperaturas exteriores. Con el SATE se calcula una disminución del 50% del consumo energético asociado a los sistemas de climatización, un factor a tener en cuenta en los meses de verano.

Este revestimiento está hecho de una serie de propiedades físicas y termodinámicas que impiden que salga el calor en los meses fríos o entre en los calurosos. De este modo, a través de este sistema se consigue que una vivienda haga menos esfuerzo en mejorar la temperatura favoreciendo que los equipos de calefacción o aire acondicionado trabajen menos y requieran menos energía.

Para entender cómo funciona el sistema SATE se tiene que entender lo que es la transferencia de calor. Por las leyes de la termodinámica las diferencias de calor entre dos ambientes tienden a igualarse mediante el “traslado” del calor del ambiente más caluroso al más frío. Esta transferencia es mayor o menor dependiendo del material involucrado. Es decir hay elementos que transmiten mejor el calor que otros.

A través de las paredes en los meses de verano el calor de la calle se transfiere a dentro de la vivienda, por lo tanto, los sistemas de aire acondicionado trabajan no sólo para enfriar el aire entro de la estancia sino también el que va entrando y en invierno el calor escapa hacia el exterior, desperdiciándose.

Con un aislamiento como el SATE lo que se logra es que el calor se transfiera muy poco, aprovechando las propiedades termodinámicas del material aislante, consiguiendo que el calor quede apropiadamente atrapado dentro de la edificación o fuera de ella, según sea el caso.

Es importante saber que los sistemas SATE deben instalarse por empresas especializadas como PIMAT AISLA puesto que estas compañías cumplen con los requerimientos técnicos necesarios para su instalación. Además, desarrollan el sistema en su conjunto, lo diseñan adecuadamente y consiguen que los paneles esten perfectamente adaptados para que cumplan su función.